COCEMFE CASTILLA Y LEÓN : CUID@2

Inicio » Autocuidado » NEUROPLASTICIDAD Y LOGOPEDIA

NEUROPLASTICIDAD Y LOGOPEDIA

 

pexels-photo-278941

“Aprendió tanto de sus errores que cuando

 tropezaba, en lugar de caer, volaba”

                                                 Alex Rovira.

 

La neuroplasticidad, según la Organización Mundial de la Salud (1982) es la capacidad de las células del sistema nervioso para regenerarse anatómica y/o funcionalmente, después de estar sujetas a influencias patológicas ambientales o del desarrollo, incluyendo traumatismos y enfermedades.

El sistema nervio central fue considerado como una estructura inmutable e irreparable desde el punto de vista funcional y anatómico. Hoy en día estas concepciones han cambiado y las nuevas doctrinas solo pueden ser entendidas a través de una adecuada comprensión del concepto de neuroplasticidad. Esta plasticidad se observa de manera especial en las posibilidades de recuperación que expresa un organismo en casos de privación o daños significativos.

Al abordar la neuroplasticidad no solo debemos referirnos a la recuperación de funciones perdidas sino a la posibilidad de mejorar u optimizar el rendimiento y las capacidades a través de la estimulación.

Gracias a la neuroplasticidad, los logopedas podemos actuar sobre las personas que sufren un daño cerebral afectando al habla, lenguaje, escritura, lectura, deglución, y conseguir cambios positivos en las dichas funciones dañadas.

El objetivo de este artículo, es resaltar la importancia de aunar el campo de la Intervención logopédica con un enfoque neurorrehabilitador basado en la habilidad plástica del cerebro.

La importancia de la hablar sobre la neuroplasticidad es que el cerebro es capaz de remodelarse para adaptarse tras una lesión, especialmente si se le ayuda con técnicas de estimulación, logopédicas o de otro tipo.

Aunque todavía no se conoce todo sobre de las capacidades del sistema nervioso y sus posibilidades regenerativas, la intervención logopédica cuenta con técnicas que pueden ayudar al paciente con afectación del lenguaje por daño cerebral.

Un reto para quienes estudiamos la neurorrehabilitación es encontrar maneras de estimular el desarrollo de respuestas plásticas en el cerebro para lograr la mejor compensación posible.

Tres ejemplos comunes de la recuperación funcional después de un ictus son: la rehabilitación del movimiento,  la recuperación del lenguaje y la recuperación de la deglución.

La figura del logopeda como rehabilitador de las habilidades lingüísticas para la comunicación y de la deglución, presenta la responsabilidad de contribuir al desarrollo de esas respuestas plásticas en el cerebro con el fin de conseguir una mejoría máxima en cada paciente.

La plasticidad cerebral es básica en la recuperación de los déficits neurológicos tras un daño cerebral. Después de sufrir un episodio con estas características, tienen lugar procesos de reorganización y remodelado cerebral cuya finalidad es adaptar al cerebro a la nueva situación de necesidad creada como consecuencia del déficit funcional que afecta a la persona.

La visión del cerebro como un órgano capaz de remodelarse y ser remodelado, permite a la comunidad científica albergar la esperanza de lograr algún día la total recuperación de las funciones perdidas tras una lesión cerebral hoy irreversible.

El logopeda es un profesional capaz de estimular la capacidad neuroplástica que requieren los pacientes afectados de daño cerebral. Aquellos que puedan beneficiarse de acudir a sesión, tendrán más posibilidades de recuperar los déficits que presenten.

Es fundamental estimular el cerebro con actividades que favorezcan la plasticidad cerebral para propiciar una red neuronal fuerte y un mayor número de sinapsis entre las neuronas, de tal modo que si se sufre algún tipo de daño, las posibilidades de recuperación sean más probables.

Una intervención logopédica para que se logren los objetivos de forma eficaz debe estar sustentada en los siguientes DIEZ principios que respetan y activan la neuroplasticidad:

  • Use it or lose it: No usar la actividad cerebral ( la función dañada) disminuye la representación cortical
  • Use it and improve it: Aumentar la actividad biológica, aumenta competencia.
  • Specificity: Activar y refinar la función específica obtiene resultados óptimos.
  • Repettion matters: Se requiere suficiente repetición. Repetir es clave.
  • Intensity matters: La intensidad de la estimulación o del ejercicio no es linear, es creciente.
  • Time matters: La reparación o la compensación depende del tiempo.
  • Salience matters: El entrenamiento debe ser relevante.
  • Age matters: La plasticidad ocurre durante toda la vida y decrece con la edad.
  • Transference: Se potencia el aprendizaje de otras habilidades.
  • Interference: La reorganización de la corteza se benéfica por los parámetros de compensación.

Para concluir este artículo, les invitamos a ver los siguientes enlaces para saber más sobre la neuroplasticidad.

https://www.youtube.com/watch?v=vFXLqbbnz-Q : LA PLASTICIDAD DEL CEREBRO (documental sobre la neuroplasticidad)

https://www.youtube.com/watch?v=bfbpj3X_MmE&t=262s : Movimiento: Lenguaje codificado  – Neuroplasticidad – Joaquin Farias – TEDxNapoli

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: