COCEMFE CASTILLA Y LEÓN : CUID@2

Inicio » Autocuidado » TÉCNICAS PARA MODIFICAR CONDUCTAS

TÉCNICAS PARA MODIFICAR CONDUCTAS

pexels-photo-472494

” La educación es el arma más poderosa

para cambiar el mundo”.

Nelson Mandela

¿QUE TÉCNICAS PODEMOS USAR PARA MODIFICAR LA CONDUCTA?

En el artículo anterior vimos una serie de principios básicos que pueden servir de guía a la hora de plantearnos la modificación de determinados comportamientos,  en esta entrada   describiremos una serie de técnicas aplicables para conseguir los cambios de conducta deseados.

  • Refuerzo positivo.

 Consiste en reforzar al niño siempre que responda con arreglo a la conducta esperada o deseada. Se pueden emplear varias modalidades: de razón fija, razón variable, intervalo fijo e intervalo variable.

En la razón fija, cada determinado número de veces que el niño lleva a cabo la conducta objetivo, es reforzado con un premio o estímulo.  Este programa es poco eficaz ya que si  acostumbramos  a la persona a darle un   refuerzo cada vez que lo consiga, el dia que  se retire el  premio, la persona dejara de hacerlo.

En la razón variable se modifica la frecuencia de los premios, de manera que el niño no sepa cuándo va a obtenerlo: puede ser si lo consigue primero 5 veces y luego 10,… Este tipo de programa de reforzamiento hace que la conducta que queremos conseguir se instaure mejor ya que  la persona no sabe cuando va a obtener el  premio.

En el intervalo fijo el niño es reforzado siempre que actúe bien durante un espacio de tiempo previa mente establecido. Aquí lo que importa es el tiempo  previamente establecido, no el número de respuestas que queremos conseguir. Este programa se usa muy poco.

En el intervalo variable, el niño es reforzado siempre que realice la conducta deseada a espacios de tiempo diferentes y previamente establecidos, de modo que no sabe cuándo se producirá el refuerzo.

  • Refuerzo negativo.

 Mediante esta técnica, siempre que el niño responda con la conducta deseada, se le refuerza negativamente, suprimiéndole algo que tenía y que para él era desagradable. Se consigue una mayor eficacia del refuerzo negativo aplicándolo de manera continua y permanente.  Por ejemplo se puede plantear… “si acabas las tareas en la hora que teníamos  previsto, no tendrás que recoger la mesa”

  Cuando el niño lleva a cabo una conducta inadecuada se le proporciona un castigo, se puede hacer de dos formas:

  • Aplicarle algo que para él es molesto (por ejemplo echarle una reprimenda)
  • Eliminar algo grato (por ejemplo quedarle sin salir)

La eficacia del castigo es mayor cuando se aplica de modo intermitente. Es una técnica poco recomendada por los efectos emocionales que puede producir. En todo caso es necesario  que vaya acompañado de una conducta  alternativa que pretendemos enseñar.

Técnica en la que el propio niño se marca objetivos en relación con su conducta y lleva a efecto la observación de la misma, pudiendo proporcionarse refuerzo a sí mismo en caso positivo o auto castigarse en el supuesto contrario. Esta técnica puede considerar la posibilidad de que el propio alumno autorregule su tratamiento o invente las técnicas a aplicarse a sí mismo.

En el siguiente vídeo podemos ver los beneficios del trabajo  del autocontrol con niños

  • Extinción.

Una conducta que es ignorada siempre que se produce, llega a extinguirse paulatinamente. Esto acontece como consecuencia de no recibir refuerzo y perder fuerza al no presentar interés para el niño. En ambientes educativos y familiares es una técnica muy apropiada y eficaz, aunque no es tan rápida como el castigo o el refuerzo positivo para provocar el cambio.

  • Autosugestión.

 Con esta técnica, el niño se propone o intenta convencerse de la posibilidad de alcanzar ciertos logros. Esta sugestión le proporciona seguridad y confianza, facilitando la consecución de sus objetivos.

  • Racionalización.

 Consiste en hacer razonar al niño sobre la situación a la que se encuentra abocado si persiste en su conducta. Se le hacen ver las posibles consecuencias y perjuicios, tratando de que esta reflexión le provoque el deseo de cambio.

¿COMO CONSEGUIR DISCIPLINA EN LOS NIÑOS?

 Decimos que disciplinamos a los niños cuando les enseñamos a comportarse. Para que pongan algo en práctica debemos previamente darles instrucciones. Nos convertimos en modelo de comportamiento para ellos. Les señalamos aquello que están haciendo correctamente. Les indicamos lo que hacen bien y lo que no hacen bien. Disciplina es ignorar cuando un niño intenta interrumpir una conversación y también prestarle atención después de que haya esperado su turno con paciencia. Debemos examinar metas y necesidades del niño para saber lo que se puede esperar. Se debe hacer lo posible por ser constante y consecuente, diciendo lo que se piensa y pensando lo que se dice, y mantenerse firme en ello.

Las técnicas básicas para educar se deben comprender a fondo antes de empezar a aplicarlas para llegar a ser padres seguros y eficaces, para que el niño tenga la buena conducta que el padre desea.

IMPORTANCIA DE LOS ELOGIOS 

Los padres se afanan en educar y cuidar de sus hijos que es probable que  piensen que la buena conducta está garantizada. Cuando todo va mal es fácil sacar a relucir otras malas conductas. Les criticamos y acabamos sintiéndonos mal.  La crítica constante combinada con pocos elogios da otros resultados. El niño requiere la atención del padre y la conseguirá como sea. Si el modo de enfocarlo es negativo, entonces el niño usará medios negativos para llegar a sus padres. Si éstos se concentran en los hechos positivos. se conseguirá una mejor conducta como respuesta porque de este modo el niño obtendrá más atención. Si no se está acostumbrado a elogiar al niño, puede resultar difícil al principio. Pero cuanto más se aplique más natural y fácil será. En seguida se comprobará que los elogios son una influencia tan poderosa que sólo con unos pocos se puede lograr una nueva conducta y con un poco menos se mantendrá el cambio.

A veces los padres temen que los niños se acostumbren a depender de los elogios. Es posible que los elogios indiscriminados provoquen problemas con un niño inseguro o que siempre haya sido el centro de atención. Pero se sabe por experiencia que son más los niños que no reciben bastantes elogios que los que reciben demasiados, y se sabe que los elogios pueden hacer milagros. Si se usan estas directrices al aplicarlos, se comprobará muy pronto que el elogio es una técnica de disciplina netamente eficaz.

  • Elogiar el comportamiento y no la personalidad la personalidad es más resistente a los cambios. Si se centran los esfuerzos en la conducta, es mucho más probable que se pueda llegar a la meta propuesta. No se debe decir, «Eres una niña buena!» que conlleva el mensaje de que el objetivo es ser bueno siempre, lo cual es una expectativa imposible de cumplir. En lugar de esto se debe decir <<Me gusta cómo has hablado a la abuela>>.
  • Usar elogios concretos cuanto más concreto sea el elogio, mejor comprenderá el niño qué es lo que hace bien y será más probable que lo repita.
  • Elogiar los adelantosse debe empezar a elogiar cada pequeño paso dado hacia la conducta deseada, procurando atrapar al niño en un buen comportamiento. Supongamos que le ha dicho al niño que tiene que recoger sus juguetes cuando haya terminado de jugar con ellos, aunque nunca lo haya hecho antes. Elogie cada progreso, por pequeño que sea. Al principio se le elogiará por recoger un juguete aunque los demás sigan en el suelo. Se podría decir: «Está muy bien que recojas tu camión y lo pongas en la caja de juguetes. Te voy a ayudar a que recojas los demás». La próxima vez, se le puede elogiar por recoger dos juguetes, etc.
  • Elogiar inmediatamente los elogios son más eficaces, especialmente en niños muy pequeños cuando se producen pronto.

IMPORTANCIA DE  IGNORAR DETERMINADOS COMPORTAMIENTOS

 Puede que al aplicar esta técnica le parezca que no está haciendo nada en absoluto para cambiar las cosas, pero comprobará cómo al ignorar sistemáticamente ciertos comportamientos, y actuando como si no existieran, se consiguen resultados asombrosos Si se puede ignorar el comportamiento irritante cada vez que se produzca, el niño dejará de actuar de ese modo, pues no obtiene los resultados que busca.

Claves para aplicarlo de forma adecuada

  •  Decidir lo que se puede y lo que no se puede ignorar: la ignorancia es particularmente eficaz en conductas que han sido previamente alimentadas por la atención del padre y no funcionará bien con aquellas conductas que sean normales a ciertas edades o en etapas de desarrollo. La mayoría de los niños de dos o tres años hacen rabietas, y por mucho que se ignoren, es poco realista esperar que desaparezcan. No obstante. la ignorancia sistemática de las primeras rabietas reducirá su persistencia más tarde.
  • No prestar atención al comportamiento indeseado no se debe reaccionar al comportamiento indeseado de ninguna manera, verbal o no verbal. No hay que decir nada al respecto. No se debe mirar al niño cuando esté actuando. No hay que mostrar ninguna expresión facial o hacer gestos como reacción a ello
  • Esperar que los comportamientos empeoren antes de mejorar cuando se empieza ignorando una mala conducta, el niño hará todo lo que pueda para atraer una atención a la que está acostumbrado. Incrementará la intensidad, volumen y frecuencia de sus actos hasta saber que obtendrá respuesta. Pero no hay que abandonar.. En el espacio de pocos días, se podrá comprobar cuándo la conducta se intensifica y cuándo va disminuyendo.
  • Reforzar las conductas deseables se puede activar la extinción de las conductas indeseables reforzando las buenas conductas con elogios y recompensas.

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: